Que sus faldas son ciclones

faldasciclonesRosa García Rayego, María Soledad Sánchez Gómez (eds.), Que sus faldas son ciclones. Representación literaria contemporánea del lesbianismo en lengua inglesa, ed. Egales, Madrid, 2008.

240 págs.

Que sus faldas son ciclones constituye un recorrido por las diversas representaciones del lesbianismo en la literatura angloamericana desde finales del siglo XIX y principios del siglo XX hasta la actualidad, a través de sus distintas manifestaciones y géneros literarios. Hablar de literatura lésbica desde una perspectiva histórica es hablar de una forma de disidencia y de unas autoras que han intentado no sucumbir ante lo que Adrienne Rich denomina “heterosexualidad obligatoria”. Las autoras y autores de este libro bucean en el pasado de una tradición literaria, en la que las tribulaciones de Virginia Woolf en torno a la identidad, así como el lesbianismo explícito de “El pozo de la soledad” (1927), constituyen las primeras manifestaciones de una expresividad lésbica, que entronca con el pensamiento feminista posterior y con grandes hitos de la narrativa lesbiana durante los años sesenta y setenta como Sarah Waters o Rita Mae Brown. Esta rica visión histórica se cierra con un breve panorama interdisciplinar sobre la última hora de la literatura homoerótica femenina en lengua inglesa, analizando en profundidad el complejo mundo simbólico de poetas como Audre Lorde o Judy Grahn, las múltiples vertientes de la narrativa contemporánea, desde la novela de intriga hasta la ciencia ficción, y las novedades que ofrecen la escena londinense y neoyorquina en torno al argumento. “Que sus faldas son ciclones” intenta paliar la invisibilidad a la que se ha visto abocado históricamente el colectivo lesbiano y su producción artística, reconociendo la existencia de una producción literaria propia de un grupo marginado (el lesbiano) dentro de un grupo marginal en el canon literario (las mujeres escritoras), aportando una mirada diferente y enriquecedora.

Anuncios

Miradas insumisas

miradasinsumisas1Alberto Mira, Miradas insumisas. Gays y lesbianas en el cine, ed. Egales, Madrid, 2008.

612 págs.

Este libro no trata sobre el cine de gays y lesbianas “evidente”, aquel cuyo argumento se basa en la homosexualidad de alguno de sus protagonistas y en el que se plasma su sexualidad de manera abierta y sin tapujos. Miradas insumisas va un poco más allá de las evidencias y nos descubre esos personajes, esas historias, esas secuencias (algunas históricas) en las que subyace una carga homosexual que tal vez puede pasar inadvertida para las miradas heterosexuales, pero que han alimentado durante décadas los ojos de homosexuales y lesbianas, ávidos de verse reflejados en la pantalla grande.
Así se elabora un completísimo estudio sobre aquellas películas, actores, directores, secuencias y argumentos que permitían a los homosexuales de otros tiempos menos permisivos y no tan lejanos, sentirse reflejados en el cine aunque fuera a base de esconder la mayor parte de su características y dejar a la vista, tal vez, lo menos importante de su humanidad, pero que les servía para hacerse de alguna manera visibles para ellos mismos y su propia comunidad y dejar entrever su realidad al resto de la sociedad.
Y todo ello gracias a la pericia narrativa de aquellos que querían contar su verdad sin ser llevados al patíbulo, que elaboraron un código diferente para salvar la censura, código que no se somete al imaginario tradicional y que nos llega hasta nuestros días en las obras de Almodóvar, Ventura Pons, Todd Haynes, etc…
Un necesario estudio que con sólidos argumentos saca a la luz verdades y realidades que tal vez para nosotros continúen indefinidamente escondidas si no nos decidimos a leer este interesante libro y a revisar después las obras analizadas, que adquirirán un nuevo e interesante significado a través de nuestra recién adquirida mirada insumisa.

El laberinto queer

laberintoqueerSusana López Penedo, El laberinto queer. La identidad en tiempos de neoliberalismo, ed. Egales, Madrid, 2008.

336 págs.

Este libro explica la génesis de la teoría queer y su desarrollo, analizando y recopilando los diferentes discursos que se ven implicados en ella. Ofrece al lector de habla hispana unas claves de lectura para un nuevo concepto crítico nacido en el mundo anglosajón, poco conocido aún en España pero imprescindible para comprender los parámetros en los que se mueven los estudios sobre género y la homosexualidad a día de hoy.
Debido a la complejidad del concepto, una de las finalidades de Laberinto queer es llegar a una definición; por ello, aborda una serie de cuestiones epistemológicas para precisar en qué consiste esta teoría, revisando conceptos tales como sexualidad, poder y política para explicar finalmente el contexto histórico que dio lugar al nacimiento del activismo queer. Por esta razón, es inevitable revisar los últimos planteamientos abordados por el feminismo, la filosofía de la posmodernidad y los estudios culturales.
La parte central del libro reflexiona sobre los pilares fundamentales de la teoría -una identidad en continuo proceso de construcción y la articulación del deseo en la práctica de una sexualidad no normativa-, abordando cuestiones como el supuesto fin de las ideologías o el mito de la desaparición de las clases sociales, sin descuidar un análisis de las consecuencias que conlleva la globalización y el actual papel del activismo en la sociedad civil.
Este libro se hace eco del interés que despertó el ensayo Teoría queer publicado por la Editorial Egales en 2005, ampliando los planteamientos que en él aparecían esbozados en torno a este argumento.

El pensamiento heterosexual

pensamientoheterosexualMonique Wittig, El pensamiento heterosexual y otros ensayos, ed. Egales, 2006.

127 págs.

A comienzos de los años 80, la poeta y activista lesbiana Monique Wittig revolucionó el campo de los estudios feministas con la publicación de El pensamiento heterosexual, obra que se ha convertido ya en un clásico y que supuso uno de los hitos precursores fundamentales de la Teoría queer.
Wittig no analiza «la heterosexualidad» en el sentido de las prácticas sexuales, sino como régimen político. El dispositivo heterocentrado consiste en una pluralidad de discursos sobre las ciencias llamadas «humanas» que producen e instauran heteronormas en materia de sexo, de género y de filiación. Una novedad importante de este ensayo es que también se va a enfrentar a la corriente del feminismo tradicional (ella lo llama «hetero-feminismo»), que había promovido la identificación con «la mujer», y con «lo femenino» en detrimento de otras cuestiones que planteaban las lesbianas (in-visibilidad, posible identificación con lo masculino, prácticas sadomasoquistas, criterios de raza, clase social, etc.).
Es en este libro donde Wittig lanzó la afirmación que ha pasado a la historia por su potencia subversiva y su desafío a la lógica heterocentrada:
«Sería impropio decir que las lesbianas viven, se asocian, hacen el amor con mujeres porque la mujer no tiene sentido más que en los sistemas heterosexuales de pensamiento y en los sistemas económicos heterosexuales. Las lesbianas no son mujeres».

Ética marica

eticamaricaPaco Vidarte, Ética marica, ed. Egales, Madrid, 2007.

177 págs.

Esto no es un libro. Es un interruptor. Un dispositivo que corta la corriente. Y que a la vez permite que algo se ponga en marcha, que algo se encienda. Me gustaría que la lectura de este libro supusiera un «clic», un chispazo que interrumpiera una cadencia de mierda, una bajada de tensión en el movimiento LGTBQ que debe terminar cuanto antes. Y que se encendiera otra forma de hacer las cosas y de comportarnos como maricas, lesbianas y trans frente a la sociedad y las propias tendencias involucionistas que anidan entre nosotros. Si esto no pasa, este libro no habrá funcionado.

Nació en Sevilla en 1970. Doctor en filosofía por la Universidad de Comillas (Premio Extraordinario de Licenciatura) y Máster en teoría psicoanalítica, fue profesor titular en la Universidad Nacional de Educación a Distancia (UNED). Es especialista en filosofía contemporánea, y en particular, en la obra de Jacques Derrida, sobre el que ha publicado numerosos libros, artículos, conferencias y traducciones. Es autor de Derritages. Une thèse en déconstruction (L’Harmattan, 2002), Filosofías del siglo XX (Síntesis, 2005), Guerra y filosofía, en colaboración con J. García-Caneiro (Tirant lo Blanc, 2002), Marginales. Leyendo a Derrida (UNED, 2000), Derrida, en colaboración con Cristina de Peretti (Ediciones del Orto, 1998) y ¿Qué es leer? La invención del texto en filosofía (Tirant lo Blanc, 2006). Desde 2003 es director del curso de enseñanza abierta de la UNED «Introducción a la Teoría Queer». En el ámbito de esta teoría, ha publicado los libros Homografías y Extravíos, ambos con Ricardo Llamas (Espasa-Calpe, 1991 y 2001) y Teoría Queer. Políticas bolleras, maricas, trans, mestizas, en colaboración con Javier Sáez y David Córdoba (Egales, 2005). Fue el pro-motor de uno de los primeros encuentros queer del estado español, el curso de verano de la UNED en A Coruña «Género y diferencia: estrategias para una crítica cultural» (2001) y ha impartido, asimismo, diversas conferencias donde aplica lecturas queer a las manifestaciones culturales (cine, internet, psicoanálisis, etc.).

Fiestas, Baños y Exilios

fiestasbaniosexilios2Flavio Rapisardi, Alejandro Modarelli, Fiestas, baños y exilios, los gays porteños en la última dictadura, ed. Sudamérica, Buenos Aires, 2001.

223 págs.

Los gays de Buenos Aires a fines de los años setenta inventan estaciones posibles para alimentar sus goces clandestinos. Estos combatientes del deseo trazan una cartografía profana: los baños públicos y los andenes ferroviarios, en los que construyen comunidades de paso; las fiestas particulares, concebidas como un teatro del artificio; los arroyos permisivos de El Tigre e incluso un dormitorio de la comisaría de la Casa Rosada. En ese territorio común se cruzan y hasta entablan un cuerpo a cuerpo con policías, militares y muchachos de sobreactuada virilidad. A través del relato de los protagonistas y de las huellas que éstos dejaron dispersas en textos, paredes y fotografías, los autores recuperan una memoria colectiva y la convierten en una herencia para los sucesores.

 Comentario de CLAUDIO ZEIGER:

Una mezcla de deseo y riesgo, de frivolidad y marginación, de ternura y terror, caracterizaron a una de las napas más secretas y menos exploradas de la vida cotidiana bajo la dictadura militar. A diferencia de otros relatos sobre la época, los avatares de los gays hacia fines de los setenta y principios de los ochenta en la Argentina producen aun hoy (cuando se los puede leer con la supuesta distancia de un mundo que definitivamente cambió) discursos sinuosos, contradictorios y en gran medida, insólitos. Las locas (como llaman los autores del libro, decididos a esgrimir políticamente un término peyorativo, a quienes dieron su testimonio) hablan acerca de sus prácticas con una honestidad brutal, una desmesura literaria y un coqueteo que no termina de extinguirse. Como diría el escritor chileno Pedro Lemebel sobre sí mismo (ver nota en página siguiente), hablan por su diferencia. Y esa diferencia, a la vez, va delimitando los distintos territorios que fueron transitados por los pasajeros del sexo gay bajo la dictadura.
Las tres partes en las que se divide el libro (las que aproximadamente se corresponden a las tres zonas mentadas en el título: las fiestas, los baños y los territorios del exilio) son las tres zonas básicas que –para los gays que pueden ser englobados bajo la categoría “minoría sexual”– operan como círculos concéntricos, que a veces se tocan y otras veces no, en esos típicos movimientos de lo que se dio en llamar una “cultura de cruces”. De eso trata Fiestas, baños y exilios: de cómo operó esa cultura de cruces (sociales, culturales y estéticos) en unos años tan poco proclives a la mezcla social y cultural.
Las primeras preguntas que pueden surgir entonces de la lectura son las siguientes: ¿qué tenían en común un habitué de los baños públicos (para tener sexo, se entiende), un plástico de iniciales FK que organizaba exóticas fiestas de disfraces, una mariquita de barrio humilde exiliado en alguna casita del conurbano harto de las detenciones y los maltratos policiales, o un sofisticado militante del Frente de Liberación Homosexual, más allá del deseo orientado hacia su propio sexo? ¿Vale igual la experiencia de un homosexual de doble apellido protegido por la familia, que el de uno ignoto y pobre? ¿Alcanza esa orientación común para agruparlos en un colectivo? ¿La experiencia de algunos, digamos, un tanto superficial, no habría ofendido a la conciencia política de otros? La conciencia de una vanguardia esclarecida que quería mezclar revolución y homosexualidad, ¿no quedaba al desnudo como un disparate mayúsculo, frente a la extrema frivolidad de la “masa” gay?
Flavio Rapisardi (escritor y coordinador del área de Estudios Queer de la Universidad de Buenos Aires) y Alejandro Modarelli (escritor y periodista) llevaron este concepto de cultura de cruces al propio entramado del libro. De hecho, Fiestas, baños y exilios no sólo es el resultado del “cruce” de visiones de dos autores sino que además es el resultado de un cruce de géneros: los testimonios y el ensayo crítico; el peinado de las teorías que reflexionan sobre las minorías sexuales (el “genre”, los gay studies, y finalmente la teoría queer, más proclive a romper el concepto de identidades y roles sexuales fijos) y la confrontación de tanta conceptualización con la experiencia de vida, de la calle, donde persisten con empecinamiento esos roles fijos y esos prototipos antiguos que se niegan a extinguirse (como el de la marica o elchongo, personajes de muchos de los relatos del libro). Deliberadamente juntaron a todos en una misma fiesta, los obligaron a mezclarse: a la loca travestida y al cuadro político, al poeta neobarroco y a la que imita divas de los años cuarenta.
 Este texto está tomado de este enlace

El nacimiento de la clínica

nacimientoclinicafoucaultMichel Foucault, El nacimiento de la clínica. Una arqueología de la mirada médica, ed. Siglo XXI, Buenos Aires, 2003.

293 págs.

El nacimiento de la clínica de Michel Foucault constituye una contribución fundamental a la historia de las ideas y, en concreto, a la idea del hombre que se ha ido abriendo paso en la época moderna, desde la perspectiva de la medicina. Fue su segundo trabajo importante publicado en 1963 en Francia. El libro traza el desarrollo de la medicina, específicamente la institución de la clínica. Uno de los temas centrales es el de la observación o mirada atenta (regard). Estudia, así, las transformaciones socioculturales y económicas y las del examen médico, las estructuras lingüísticas y las técnicas anatomopatológicas. Su interés no se limita, entonces, al campo de la medicina y de la historia de la medicina, también los historiadores y sociólogos del conocimiento se sentirán atraídos por el planteamiento original del libro: la medicina como lenguaje, como óptica científica y como relación interhumana. Al abordar el estudio de las clínicas psiquiátricas centró su atención en el modo poco racional en que los «normales» trataron a los enfermos mentales durante el Siglo de la Razón (desde Descartes hasta la Ilustración).
El temor de esta cultura «racional» a lo diferente, a lo opuesto, a lo irracional, se expresó en el tratamiento brindado por ella a los «locos» (recuérdese que en otros tiempos llegó a atribuirse a la locura un origen divino), peor que el dispensado a los animales. Encerrando, clasificando y analizando al «enfermo mental» como a un objeto, la racionalidad moderna se muestra como lo que es, voluntad de dominio. Durante el Renacimiento y a partir del siglo XIX las cosas ocurrieron de modo muy distinto. Ello nos permite entrever que se producen cambios en las estructuras básicas desde las cuales los hombres comprenden y valoran.

Pensando queer

pensandoqueerShirley R. Steinberg (coord.), Susan Talburt (ed. lit.), Pensando queer. Sexualidad, cultura y educación, ed. Grao, Madrid, 2005.

231 págs.

La teoría queer nació como una reflexión sobre el género, como un intento de superar una noción de identidad y de sujeto estables, pero hoy día ha trascendido a los campos más diversos de la cultura. Uno de estos campos es el educativo. Este libro constituye uno de los primeros intentos de plantear la cuestión en este ámbito, introduciéndonos en las incidencias culturales y educativos del pensamiento queer.
¿Cómo se relacionan desigualdad e identidad? ¿Qué nuevo sujeto planteo la teoría queer y qué implicaciones tiene para los estudios culturales y la educación? ¿Cómo deben afrontarse los manifestaciones de género en las aulas? ¿Cómo pueden contribuir los prácticas educativas a la superación de nociones identitarias cerradas, que coartan la libre decisión de los personas? ¿Cómo socializar a través de la educación una noción de género más abierta, menos tiránica, que supere viejas constricciones a la libertad? Estas y otras preguntas son tratadas en unas páginas que, sin duda, no dejarán a nadie indiferente, y que nos invitan a repensar la educación y nuestra implicación en ella.

La sociedad rosa

sociedadrosaOscar Guasch, La sociedad rosa, ed. Anagrama, Madrid, 2000.

178 págs.

Este libro analiza las transformaciones sufridas por el universo homosexual español como consecuencia de la extensión del modelo gay y el proceso de disolución de la subcultura gay que provoca el sida. Se describe la manera en que los heterosexuales clasifican la homosexualidad y el modo en que los varones homosexuales se definen a sí mismos. Se detallan también los modos de iniciación y socialización en la red homosexual, así como el carácter de la interacción homosexual que acontece en las instituciones gays y en los espacios públicos. Esta obra fue finalista al XIX Premio Anagrama de ensayo.

Otras historias de amor

otrashistoriasamormeloAdrián Melo (comp.), Otras historias de amor. Gays, lesbianas y travestis en el cine argentino, ed. Lea, Buenos Aires, 2008.

450 págs.

El personaje Pocholo –interpretado por el actor Homero Cárpena en la película Los tres berretines (Susini, 1933)– es la primera marica engendrada por el cine argentino. La mariquita, la primera y más perdurable imagen que retrata al futuro personaje gay, tiene siempre las mismas características: aparece como un recurso infalible para hacer reír y es el blanco de todas las burlas. El estereotipo se repite hasta el cansancio en los coreógrafos, modistos o mayordomos de las películas protagonizadas por actores cómicos populares como Niní Marshall, Luis Sandrini y Olmedo y Porcel, entre otros. Por su parte, la representación fílmica de lesbianas nace de la mano del cine de cárceles de mujeres en películas como Mujeres en sombra (Catrani, 1951) o Deshonra (Tinayre, 1952). Parece haber en ellas una pedagogía moralizante: si la mujer es lesbiana merece estar entre rejas. Partiendo de estas ficciones cinematográficas fundantes y de la larga invisibilidad de las travestis, la presente obra analiza las formas de representación fílmica de las diversidades sexuales desde los años treinta hasta la actualidad del cine argentino. Así circulan por el libro desde extrañas ternuras entre marineros, soldados, futbolistas, guapos, hermanos, gauchos y malevos; pasando por mujeres travestidas de varón y representaciones de la homosexualidad masculina y femenina asociadas con la delincuencia, la criminalidad y el vagabundaje hasta los escenarios actuales a partir de los cuales el cine argentino insiste en retratar los amores y los deseos distintos al heterosexismo. Otras historias de amor reúne textos de destacados intelectuales que abordan el tema desde enfoques originales y libres de prejuicios: Carla Marcantonio, Adrián Melo, Emilio Bernini, Hugo Salas, Néstor Artiñano, Natalia Taccetta, Fernando Martín Peña, Alejandro Modarelli, Anabella Speziale, Patricia Montenegro, María José Rossi, María Sol Aguilar, Marcelo Raffin, Ricardo Rodríguez Pereyra, Edgardo Cozarinsky, Lucas Rozenmacher, Gonzalo Aguilar, Gabriel Giorgi, Daniel Link y Diego Trerotola

Foucault y la teoría queer

foucault_y_la_teoria_queerTamsin Spargo, Foucault y la teoría queer, ed. Gedisa, Barcelona, 2004.

89 págs.

Michel Foucault es la celebridad más venerada del posestructuralismo francés. Algunos que antes se llamaban lesbianas o gays reivindican con orgullo el insulto homofóbico «queer». ¿Qué conexión hay entre estos dos hechos?
Este texto es un encuentro contemporáneo entre las teorías de Foucault sobre la sexualidad, el poder y el discurso, por un lado y, por el otro, los actuales representantes del pensamiento queer que han adoptado, revisado y criticado las ideas de Foucault. Este encuentro entre figuras transgresoras cambiará radicalmente nuestra manera de entender el género, la identidad, la sexualidad y la política cultural.
Foucault y la teoría «queer» sobresale como una breve introducción a las fascinantes ideas de Foucault y al desarrollo de la cultura queer con sus propios puntos de vista explícitos sobre la heteronormatividad, el sado-masoquismo, el travestismo, el cambio de sexo, el final de los géneros, la liberación en oposición a la diferencia, el capitalismo tardío y el impacto del sida en las teorías y las prácticas.

Michel Foucault y la condicion gay

 foucault1

                                Michel Foucault y la condicion gay. Rubén H. Ríos  Ed. Campo de Ideas,2007

 

La condición gay representa para Foucault algo más que una posición afirmativa de la homosexualidad o una simple secuela de la revolución sexual. El modelo de la guerra-es decir, la estrategia-que aplica al surgimiento y desarrollo de los discursos y las practicas acerca de la sexualidad en Occidente ha revelado un extraordinario aparato de dominación sobre los cuerpos y los deseos, colocando al pensamiento foucaultiano como referencia ineludible de buena parte de los estudios gay/lesbiano, la teoría queer y el feminismo contemporáneo .

 

Historia de la sexualidad

historisexfoucaultMichel Foucault, Historia de la sexualidad, tres tomos, ed. Siglo XXI, Buenos Aires, 2003.

Los últimos tres libros de Foucault Historia de la sexualidad, Volumen I: Introducción (1976), El uso del placer (1984) y La preocupación de sí mismo (1984), son parte de una truncada historia de la sexualidad. En estos libros, Foucault rastrea las etapas por las que la gente ha llegado a comprenderse a sí misma en las sociedades occidentales como seres sexuales, y relaciona el concepto sexual que cada uno tiene de sí mismo con la vida moral y ética del individuo. En todos los libros de este último período, Foucault intenta mostrar que la sociedad occidental ha desarrollado un nuevo tipo de poder, al que llamó bio-poder, es decir, un nuevo sistema de control que los conceptos tradicionales de autoridad son incapaces de entender y criticar. En vez de ser represivo, este nuevo poder realza la vida. Foucault anima a la gente a resistir ante el Estado del bienestar desarrollando una ética individual en la que cada uno lleve su vida de tal forma que los demás puedan respetarla y admirarla.

Texto tomado de este enlace

Cuerpos que importan

cuerposimportanEditorial:  Editorial Paidós SAICF | ISBN:  950-12-3811-3 

Butler continúa la reflexión comenzada en El Género en Disputa sobre el carácter performativo de la sexualidad y del género y reconsidera sus propios aportes a la teoría crítica y feminista durante la última década. En esta obra analiza cómo aquello que fue excluido de la esfera propiamente dicha del “sexo”, tiene un retorno perturbador que incide radicalmente en el horizonte simbólico, según el cual unos cuerpos importan más que otros. Al problematizar las categorías de identidad, se coloca en el centro de los debates de la teoría feminista y de las políticas Queer.

El género en disputa

generodisputaButler, Judith. El género en disputa: el feminismo y la subversión de la identidad. Barcelona, Paidós, 2007. 318 pág. (Paidós studio; 168). ISBN 978-84-493-2030-9.

Judith Butler es una de las feministas de referencia en el panorama filosófico actual y El género en disputa es un texto indispensable para el movimiento feminista.

El género en disputa, obra fundadora de la llamada teoría queer y emblema de los estudios de género como se conocen hoy en día, es un volumen indispensable para comprender la teoría feminista actual: constituye una lúcida crítica a la idea esencialista de que las identidades de género son inmutables y encuentran su arraigo en la naturaleza, en el cuerpo o en una heterosexualidad normativa y obligatoria.

Libro interdisciplinario que se inscribe simultáneamente en la filosofía, la antropología, la teoría literaria y el psicoanálisis, este texto es deudor de un prolongado acercamiento de la autora al feminismo teórico, a los debates sobre el carácter socialmente construido del género, al psicoanálisis, a los estudios pioneros sobre el travestismo, y también a su activa participación en movimientos defensores de la diversidad sexual.

Así, con un pie en la academia y otro en la militancia, apoyada en su lectura de autores como Jacques Lacan, Sigmund Freud, Simone de Beauvoir, Claude Lévi-Strauss, Luce Irigaray, Julia Kristeva, Monique Wittig y Michel Foucault, Butler ofrece aquí una teoría original, polémica y desde luego subversiva, responsable ella misma de más de una disputa.