El derecho a la propia identidad

derechoidentidadAnmistía Internacional, El derecho a la propia identidad. La acción en favor de los derechos humanos de gays y lesbianas, ed. Amnistía internacional, Madrid, 2007.

El derecho a determinar libremente la propia orientación sexual y a expresarla sin temor son derechos humanos en el más pleno sentido de la palabra. No obstante, en todas partes del mundo hay gobiernos que, pese a su compromiso de proteger los derechos humanos de todas las personas sin discriminación alguna, continúan privando a gays, lesbianas, bisexuales y transexuales de su derecho fundamental a la vida, a la seguridad y a la igualdad ante la ley.Este manual tiene como objetivo facilitar a los miembros, Grupos y redes de Amnistía Internacional su trabajo de promoción y defensa de estos derechos. Junto con el Manual de Acción de Amnistía Internacional, ofrece consejos prácticos, técnicas e ideas sobre diferentes aspectos de la acción.

Anuncios

Los efectos de las armas en la vida de las mujeres

anmistiainternacional2Anmistía internacional, Los efectos de las armas en la vida de las mujeres. (informe, Marzo 2005)

 

Amnistía Internacional e Intermon Oxfam denuncian a través de este informe, que las mujeres pagan un precio cada vez más alto por el comercio de armas ligeras, un negocio que mueve miles de millones de dólares y peligrosamente exento de cualquier regulación. En la actualidad se calcula que hay en el mundo casi 650 millones de armas ligeras, la mayoría en manos de hombres, y casi el 60 por ciento en poder de ciudadanos particulares. Las mujeres y las niñas sufren directa e indirectamente la violencia armada

Rompamos el silencio

anmistiainternacionalAnmistía Internacional, Rompamos el silencio. Violaciones de derechos humanos basadas en la orientación sexual, EDAI, Madrid, 1994.

46 págs.

En algunas regiones del mundo, los gays, las lesbianas y los bisexuales viven con el miedo constante a la persecución de sus gobiernos, temiendo que las autoridades castiguen sus actos íntimos de amor y sus actos públicos de valor en cámaras secretas de tortura, en casas de seguridad clandestinas o en redadas nocturnas. Muchos viven bajo el continuo temor de que su vida, oculta o pública, sea aniquilada por la opresión gubernamental. En este informe, Anmistía Internacional rompe el silencio que ha encubierto la opresión de muchos seres humanos debido a su homosexualidad -un silencio que ha permitido a los gobiernos matar, torturar y arrestar arbitrariamente- y sugiere medidas para edificar un futuro diferente.